ahorrar calefaccion

Consejos para ahorrar electricidad en verano

Al llegar los meses de calor, muchas personas se preguntan cómo ahorrar algo de energía durante la temporada de verano. Existen muchas páginas web y blogs que te ayudarán en ese cometido, pero desde Blogenergía te traemos este artículo en el que condensamos toda la información acerca de cómo ahorrar electricidad en verano en 15 útiles consejos. ¿Te interesa? ¡Pues vamos allá!

Prioriza las bombillas LED. En caso de que te sea inevitable tener alguna lámpara encendida, trata de encender una que utilice la tecnología de iluminación LED, pues consumen menos energía que las tradicionales, producen menos emisiones contaminantes y gozan de una mayor vida útil.

Apaga los aparatos que no estés utilizando. Ventiladores, microondas, lámparas en habitaciones en las que no se encuentra nadie, televisores a los que nadie está prestando atención… Todos estos aparatos y/o electrodomésticos han de ser apagados cuando nadie les esté dando uso.

Saca mayor provecho a las horas de luz natural. Procura realizar las tareas pendientes (estudiar, trabajar, limpiar la casa, etc.) durante las horas en las que hay luz natural, pues hacer esto supondrá que enciendas menos lámparas y luces en tu casa y, por tanto, que tu factura de la luz sea menor.

Coloca el aire acondicionado en el lugar apropiado. Es decir, en zonas en las que le de la sombra y que haya corriente. De no hacerlo y colocar este tipo de aparatos de refrigeración en zonas donde reciben calor de algún tipo de fuente directa (un radiador, una lámpara, el sol…), requerirán de más cantidad de energía para realizar sus tareas.

Si puedes, sustituye el aire acondicionado por un ventilador. Como lo lees: los ventiladores gastan un 90% menos de energía que los aparatos de aire acondicionado. Sin duda, una diferencia a tener en cuenta.

Trata de consumir luz durante las horas valle. Hay que tener en cuenta que solo las tarifas de luz con discriminación horaria hacen una distinción del día en dos partes: la etapa valle y la etapa punta. Durante la primera etapa, el costo de la luz es menor, por lo que puedes intentar consumir mayor cantidad de energía durante esas horas con el objetivo de ahorrar.

Prepara comidas frías. Aprovechando que es verano y hace calor, ¿qué mejor que un plato de comida fría para refrescarte? Así, además, evitarás tener que calentar tu comida y, por tanto, gastar energía. 

Baja las persianas. En zonas de nuestro país donde el calor es realmente arduo (Andalucía, etc.), desenrollar las persianas para que el calor del sol no entre directamente a nuestra vivienda es una buena alternativa para, en el mejor de los casos, no tener la necesidad de encender el aparato de aire acondicionado o el ventilador.

Coloca un termostato. Con él, podrás controlar de forma más sencilla la temperatura de tu casa y, de esa forma, ahorrar. Por si no lo sabías, cada grado superior a los 22º en nuestra casa aumenta el consumo de energía un 8%.

Asegúrate de que has cerrado bien todas las ventanas y puertas. Si no lo haces y enciendes algún aparato de aire acondicionado y/o ventilador, estarás gastando luz sin sentido y desperdiciarás el frío que generan estos aparatos. Tenlo en cuenta.

Ventila la casa. Trata de ventilar tu casa por la noche o a las primeras horas de la mañana, cuando la temperatura exterior es más baja.

Utiliza ropa fresca y ligera. Llevar este tipo de ropa transpirable hará que no sientas la necesidad imperiosa de encender el aire acondicionado o el ventilador. 

Utiliza lámparas solares o fotovoltaicas para el jardín, la terraza o el balcón. Se cargan con la luz solar y hacen un consumo nulo de electricidad.

Aísla tu casa. Instala burletes o tapajuntas en las puertas y ventanas de tu casa para que no se escape el aire.

Genera corrientes. Abre puertas y ventanas de manera estratégica para generar corrientes que refresquen la casa. Hacer esto es una buena alternativa a encender aparatos de refrigeración, pues sale gratis.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *